Lo último en aislamiento termo-acústico de edificios: los aislantes reflexivos

En busca de la eficiencia energética: PassivHaus

La sociedad actual está experimentando una paulatina concienciación sobre la importancia del medio ambiente y su cuidado. Esta transformación ha llegado a todos los ámbitos, y se han tenido que adaptar multitud de productos y servicios a los estándares exigidos que garantizasen cierto respeto al medio ambiente.

Estos cambios también han llegado al sector de la construcción, materializándose en nuevas tendencias como por ejemplo ha sucedido con el término PassivHaus (casa pasiva), siendo éste el punto donde convergen los aislamientos térmicos mencionados anteriormente y la eficiencia energética. Tanto es así, que la Unión Europea dictaminó que todos los países miembros deberían hacer todo lo posible para que en 2020 todos los edificios de nueva planta no consuman prácticamente energía.

PassivHaus es un estándar de construcción donde todas las técnicas y métodos giran en torno a la construcción de edificios que desde el primer momento gocen de gran eficiencia energética. Una de las formas de conseguir dicha eficiencia es a través de la instalación de diferentes aislantes térmicos simultáneamente. Los aislantes que se suelen instalar en los edificios denominados PassivHaus, por lo general son de todo tipo, tanto materiales derivados del poliuretano, del poliestireno, del aluminio, como productos más naturales como son las lanas minerales.

eficiencia energetica

Lo que se espera conseguir es que los edificios de nueva construcción sean capaces de reducir prácticamente en su totalidad el consumo de energía, ser autosuficientes en ese sentido, de tal manera que no necesiten ni aire acondicionado en verano, ni calefacción en invierno, para conseguir que la temperatura en el interior de la vivienda sea siempre agradable.

De este modo se ahorrará energía significativamente, y por supuesto se reducirá el gasto, por lo que a largo plazo la inversión realizada para que un edificio esté provisto de un aislamiento con gran resistencia térmica aportará múltiples ventajas, y además supondrá mucho menos dinero que el que paulatinamente tendría que destinarse a la aclimatación de la vivienda.

Los aislantes reflexivos, parte fundamental de las nuevas tendencias en construcción

El calor se transfiere de tres formas diferentes, por conducción, por convección y por radiación. Los aislamientos reflectivos son eficaces ante las tres formas de transferencia del calor debido a la amplia variedad de materiales que los componen. Por ejemplo, la existencia de burbujas de aire seco en el interior de los reflexivos estándar que actúan como una cámara de aire, permiten que la temperatura se mantenga similar entre ambos lados del aislante, evitando así que se produzca transferencia por convección o por conducción.

En aquellos lugares con altos estándares de eficiencia energética se está incrementando el uso de aislantes reflexivos. Aunque solos proporcionan un gran aislamiento, si se combinan con los más convencionales como lana de roca o vidrio, poliestireno expandido o extruido o espuma de poliuretano, los resultados obtenidos en todo lo que a aislamiento y eficiencia energética se refiere, son excelentes.

Dentro de todos los materiales que forman parte de la composición de los aislantes reflexivos, destaca el aluminio como su elemento principal ya que les otorga gran poder de reflectividad en todos los modelos. Esto implica que aunque actúen ante las tres formas de transmisión, son especialmente eficaces ante la radiación.

Siguiendo las tendencias en el sector de la construcción actual y las ventajas que ofrece este innovador producto, se está popularizando la utilización de los aislantes reflexivos. Para conseguir alcanzar un consumo energético casi nulo, es imprescindible contar con aislamientos que tengan diferentes propiedades ya que se complementarán unos a otros.

Al contrario que la mayoría de aislamientos tradicionales, los reflexivos no tienen punto de saturación a partir del cual se transfiere de nuevo el calor por conducción o convección, ya que la reflexión minimiza este efecto de manera más que significativa.

combinacion aislantes térmicos

¿Qué ventajas presentan los aislantes térmicos reflexivos?

  • Los aislantes reflexivos son materiales ligeros, flexibles y que se adaptan con facilidad a cualquier superficie.
  • Tienen un espesor muy reducido en comparación al resto de aislamientos, de entre 3 y 30 mm.
  • Son aislantes con excelente resistencia al agua y vapor de agua.
  • Fácil instalación, transporte y almacenamiento.
  • No son perjudiciales para la salud, no producen reacciones alérgicas ni irritaciones.
  • Propiedades de aislamiento acústico (sobre todo los reflexivos multicapa).
  • Propiedades anti-condensación. También evitan la aparición de hongos y bacterias si se instalan correctamente.

Encontramos diferentes modelos de reflexivos. Por un lado los que se consideran multicapa, caracterizados porque se componen por diversas capas de múltiples materiales, como espumas, guatas, polietileno o aluminio. Cuentan con mayor espesor que los estándar, son más gruesos, pero también gozan de mayor resistencia térmica. Los aislantes reflexivos estándar cuentan con una lámina de burbujas de aire seco en su interior, que actúa como una pequeña cámara de aire. Además están cubiertos por aluminio, por lo que su grado de reflectividad es bastante alto.

Haciendo referencia a párrafos anteriores, mediante la combinación de aislantes reflexivos y otros tipos de aislamiento se consiguen resultados muy superiores. No obstante, cabe destacar que no solo se produce este efecto si se combinan dos aislantes como por ejemplo lana de roca y reflexivos, existen otros productos que pueden ejercer su función como aislamientos térmicos de calidad. Es el caso de la pintura térmica y de otros materiales de origen natural, como la celulosa, las virutas de madera o el algodón, aunque su uso está mucho menos extendido ya que, estos últimos, no son igual de eficaces.

En Arelux estamos especializados en la comercialización de productos orientados al ahorro y la eficiencia energética. Trabajamos tanto con profesionales del sector de la construcción como con particulares, por lo que cualquier persona puede beneficiarse de las ventajas que se obtienen tras instalar cualquiera de nuestros productos.

Contamos con una amplia cartera de productos, en la que se encuentra nuestra gama de aislantes térmicos reflexivos, conocida como Gama AislaTermic. Está compuesta por cinco modelos diferentes de reflexivos, dos de ellos multicapa y tres modelos estándar con lámina de burbujas de aire seco en su interior, todos ellos de gran calidad y con certificados que avalan sus múltiples propiedades.

Dada nuestra experiencia en el sector de los aislamientos térmicos reflexivos, te invitamos a contactar con nosotros si te surge cualquier pregunta concreta o simplemente quieres obtener más información.